jueves, 30 de abril de 2015

Series del recuerdo: True blood


True blood, la serie de vampiros de HBO cuyos protagonistas (por fin) no son niños de institutos, se basaba en la colección de libros de Charlaine Harris 'The southern vampire misteries'. Contó con siete temporadas que se emitieron los veranos entre 2008 y 2014 y trataba sobre un mundo en el que los vampiros convivían con el resto de unos tras la creación de una bebida de sangre sintética.

La protagonista de la historia es Sookie Stackhouse (Anna Paquin versión rubia), una camarera de un pequeño pueblo del sureño estado de Luisiana con poderes telepáticos. Además de los vampiros en la serie hemos podido ver todo tipo de criaturas: hombres-lobo, hombres-panteras, metamórficos, hadas, brujas... Cualquier ser apto para una novela de terror tenía cabida dentro del argumento de la serie.

Como consecuencia del éxito que la serie ha ido cosechando a lo largo de sus temporadas, ha encontrado un buen número de seguidores que han hecho de ella un fenómeno de la cultura pop.  

 
Alan Ball, el creador de la serie, no quería que el reparto apareciera en la cabecera, por lo que crearon unos créditos de lo más originales. Grabados en varios lugares de Luisiana, Chicago y Seattle, son una mezcla de imágenes que el equipo de producción encontró curiosas de estos lugares. El hombre que aparece bailando con una chica es el productor Mark Bayshore y los niños con mermelada en la cara son sus hijos.

Por último, un making of de los créditos de la serie:



miércoles, 29 de abril de 2015

Mentiras en la red #infografía


Visto aquí

martes, 28 de abril de 2015

Kilian Eng

Kilian Eng es un ilustrador sueco. Empezó su carrera profesional haciendo carátulas de álbumes de bandas de la escena electrónica. Sus trabajos mezclan la ciencia ficción con el surrealismo de forma espectacular:








lunes, 27 de abril de 2015

A to Zoë de Tommy Perez

Parece que mezclar tipografía y comida se ha convertido en una moda. Tommy Perez es un artista californiano que contado con la ayuda de su hija Zoë, de dos años de edad, en este proyecto: A to Zoë:


























Visto en Mis gafas de pasta

sábado, 18 de abril de 2015

Algunas frases, vol.21

Una mala actitud es como un neumático pinchado: no podrás ir muy lejos hasta que lo cambies.

La película siempre será mejor que el libro si no lees.

Si alguien te trata como una mierda, recuerda que le pasa algo malo a él, no a ti. La gente normal no va por ahí destruyendo a otros seres humanos.

Las cosas buenas les pasan a los que no esperan.

Quiero estar dentro de tu todo más oscuro.

A un tigre no le quita el sueño la opinión de una oveja.

Fuiste libre una vez. No les dejes domesticarte.

Mantén siempre una botella de champán en el frigo para ocasiones especiales. A veces la ocasión especial es qeu tienes una botella de champán en el frigo.

Recuerda lo lejos que has llegado, no lo lejos que tienes que llegar. No estás donde querrías estar, pero tampoco donde solías estar.

Mejor vivir un año como un tigre que cien como una oveja.

No dejes que nadie apague tu chispa

No hagas daño (pero no te tragues las gilipolleces).

Aléjate de la gente que intenta empequeñecer tus ambiciones. La gente pequeña siempre hace eso, pero la grande de verdad te hace sentir que tú también puedes llegar a ser grande.

jueves, 16 de abril de 2015

Series del recuerdo: Spartacus


Espartaco es un clásico del cine que siempre tiene un hueco entre la programación televisiva durante Semana Santa. Cuando me enteré de que se estaba haciendo una serie sobre este personaje no tenía grandes expectativas. Unos años después mi opinión ha cambiado.

Spartacus fue una serie emitida entre el 2010 y 2013 que contó con cuatro temporadas. En la primera temporada, Blood and sand, Andy Whitfield dió vida al gladiador rebelde. A este actor le diagnosticaron un cáncer y mientras luchaba contra la enfermedad, se creó una precuela, Gods of the arena, centrada en la figura de Gannicus (Dustin Clare), un gladiador que consiguió la libertad en la arena. Tras la muerte de Whitfield en 2011, el papel de Espartaco (o Spartacus, según gustos) cayó en manos de Liam McIntyre durante las dos últimas temporadas: Vengeance y War of the damned.


El parecido físico entre Whitfield y McIntyre era más que notable, por lo que transición de un actor a otro no fue tan chocante como en otras series. Spartacus no fue el único personaje que sufrió un cambio de actor; Naevia fue interpretada por Lesley-Ann Brandt durante las dos primeras temporadas y por Cynthia Addai-Robinson durante las dos últimas.

Uno de los puntos fuertes de la serie, rodada en Nueva Zelanda, era su reparto, destacando Lucy Lawless (más conocida como Xena). A muchos de los actores de Spartacus los hemos seguido viendo en otras series, sobre todo en Arrow (Manu Bennett, Cynthia Addai-Robinson o Nick E. Tarabay, por ejemplo).


Sangre, arena, sudor y sexo son los componentes de esta serie, inspirada en la antigua Roma. Recibió críticas, como es habitual, por ser una adaptación histórica más o menos acertada; recordemos, sin embargo, que no se trata de un documental sino de una ficción.